Los mejores complementos para el corredor

Ahora que abunda la oferta de ungüentos que prometen mejorar el rendimiento, no está de más echar un vistacito a la naturaleza, para ver que casi todo lo que buscamos lleva con nosotros desde hace mucho, e incluso fueron en tiempos pretéritos las soluciones de nuestros abuelos para los problemas que hoy seguimos sufriendo. Frente a la química moderna, los remedios naturales ofrecen al menos para mi la tranquilidad de saber que no estoy ante nada sintético, y que por tanto mi cuerpo aceptará con mayor facilidad. Para los que hablan de remedios poco efectivos, decirles que la medicina moderna es cosa de este siglo y que todas las curas anteriores, se hacían con estos remedios….hemos llegado hasta el siglo XXI algo tendrán de efectivas, ¿no?.

UN PROBLEMA, UN REMEDIO:

Inflamación:

Seguramente aunque con otros muchos nombres que os sonaran como fascitis, bursitis, tendinitis, periostitis, etc. Es uno de los episodios más repetidos en corredores tanto de fondo como de velocidad y medio fondo y de los menos oportunos. Aunque las últimas investigaciones hablan de lo inocuo de ciertos procesos inflamatorios como una respuesta del propio cuerpo lo cierto es que más allá de una leve inflamación hay que controlarlo por los daños que la misma inflamación puede provocar al tejido que muchas veces supera a los de la lesión original.

REMEDIO: Lejos de recurrir a los tradicionales antiinflamatorios no esteroídeos que aparte de poco efectivos (cosa demostrada científicamente) y dañinos para riñones e hígado encontramos como referencia obligada el HARPAGOFITO. Se trata de una planta originaria del sur de África muy bien tolerada y con una acción potente y muy efectiva como antiinflamatorio. Solamente hay que tener cuidado si se está embarazada, se padece gastritis, colon irritable, ulcera gastroudenal u obstrucción en las vías biliares. Apúntatelo si padeces periostitis o fascitis. Aquí en España por ahora solo se encuentra en formato de pastillas o infusión pero en Estados Unidos ya lo comercializan en formato de gel y cremas y está siendo la bomba. Otra referencia a apuntar en la lista aunque no tan potente pero si muy a mano es la MANZANILLA que podemos tomar en forma de infusiones después de entrenar. Nos calma el dolor, nos relaja y evita ciertas inflamaciones.

Anemia:

Otra de las estrellas en corredores y cuyos remedios caseros a veces traen peores consecuencias que la propia enfermedad. La anemia en los corredores de fondo se produce por la destrucción de glóbulos rojos con los impactos producidos en la carrera y no tanto por falta de hierro como la mayoría creemos. Cuidado porque la anemia es compleja y requiere de un remedio equilibrado. Tomar hierro de manera aislada y sin control es altamente peligroso y dañino para la salud.

REMEDIO: Lo primero y más fiable es estimular la creación de glóbulos rojos ya que destruimos a mayor ritmo de lo normal. Para ello nada mejor que tomar, en sus diferentes formatos, ALFAFA cuyo poder para estimular a la médula ha sido demostrado. La podemos consumir en forma de brotes en ensaladas o pastillas de zumo de alfalfa concentrado. La otra vía para poner fin a la anemia es aumentar el consumo de vitaminas del grupo B en especial de B12 y acido fólico. Con ello nos aseguraremos de que todo el hierro que tomamos llega a su destino y solo si entonces no es suficiente consultaremos a nuestro médico para tomar hierro nunca por nuestra cuenta. Tanto el acido fólico como las vitaminas del grupo B abundan en carnes y pescados pero si queremos tomar una dosis extra lo más recomendable para ello y para otras muchas carencias es la LEVADURA DE CERVEZA que es algo así como el comodín de los remedios naturales.

“Defensas bajas”:

No es el termino científico más correcto ya que no es que nuestro sistema defensivo se tome vacaciones ni nada de eso pero tú ya me entiendes si te digo que hay rachas en que te caen encima todos los resfriados, gripes y virus que haya.

REMEDIO: Aquí la medalla de oro se la disputan el PROPOLEO, EQUINACEA y el AJO. El primero se lleva la palma en invierno por ser el predilecto en el tratamiento de afecciones de garganta y vías respiratorias. Deriva de la apicultura y lo podemos encontrar en diversos formatos siendo muy apetecible los caramelos de miel con propóleo para las afecciones de garganta. Sus efectos son prácticamente inmediatos y visibles. Basta tomar una dosis para que nuestro cuerpo reacciones descongestionando las vías respiratorias y ayudando a expulsar mucosa. La Equinacea es un potente bactericida muy útil en resfriados y procesos gripales pero que no debemos utilizar más de ocho semanas seguidas. Puedes combinarla con el propóleo sin problemas para el tratamiento de resfriados y gripes. El último es un remedio “made in Spain” y es que nuestro querido ajo, el de toda la vida, es el terror de las bacterias. Es un potentísimo antibacteriano que además puedes tomar de manera continuada en tus platos dando ese toque de sabor tan característico y que además regala al cuerpo otro buen puñado de beneficios. Remedio barato y altamente eficaz y si no preguntaos por qué guardamos las carnes en el frigorífico llenas de ajos. Se recomienda tomar uno al día….aunque no me hago responsable del aliento del personal.

Sobrepeso:

Aunque para el resto de la población estamos delgados o al menos no pasados de peso no es difícil encontrar quien diga que le sobran un par de kilos. Pues bien, antes de fumarte todos los anuncios que te prometen burradas de todos los colores omitiendo otros tantos efectos secundarios. Por lo pronto huye de todos aquellos que contengan estimulantes y más aun de los que alteran el tiroides.

REMEDIO: En parte nuestros problemas de peso se deben a la falta de yodo en nuestra dieta, un mineral que controla el funcionamiento del tiroides y que prácticamente desaparece al cocinarse los alimentos de ahí su carencia. Para evitar esos déficits de yodo aparte de consumir alimentos crudos podemos tomar ALGA FUCUS muy rica en este mineral y que podemos encontrar tal cual seca o en pastillas. La GARCINIA es otro de los remedios más recurrentes por su papel en el metabolismo de las grasas. Para los más glotones el remedio pasa por llenar el estomago como alimentos pocos calóricos. En esa línea la ya archiconocida lechuga es un remedio pero si ello no es suficiente apúntate las SEMILLAS DE PLANTAGO Y GLUCOMANANO cuyo poder calórico es nulo y aumentan su volumen de manera considerable en el estomago. Hay que tener precaución si se padece de estrechamiento intestinal.

Diarreas:

Otro de los grandes problemas del corredor de fondo y es que quien más y quien menos ha tenido un apretón o directamente ha soltado lastre a mitad de camino.

REMEDIO: Inevitablemente pasa por no dejar agua residual en el intestino y que nuestra masa fecal sea consistente. Para ello es conveniente consumir alimentos ricos en fibra como el arroz integral y llegado el caso de algo bastante grave puedes probar con las semillas de PLANTAGO o GLUCOMANANO aunque antes de correr no es recomendable por la sensación de hinchazón que dejan en el estomago. De todas formas la mayoría de nuestras diarreas son previas a la carrera fruto de los nervios. Si estos llegan a ser incontrolable aparte de plantearte que haces deberías meterte un par de tilas antes de empezar.

Menstruaciones dolorosas:

De esto no voy a hablar por experiencia lógicamente pero imagino que con dolor de vientre no debe ser un gustazo correr.

REMEDIO: Uno de los remedios más eficaces lo tenemos al lado, es más alguna vez hasta nos habremos chocado con él. Se trata de las ORTIGAS que aunque fáciles de ver es mejor comprarlas tratadas para obtener el efecto deseado que varía según se extraiga el producto de las hojas o las raíces. Otra que repite aquí es la MANZANILLA que tomada en infusiones es una manera fácil y rápida de calmar los dolores.

Exceso de mucosidad:

Clásico día que vas a salir a rodar cuando te das cuenta que te cuesta respirar hasta sentado en tu casa. Sabes que cuando empieces al final se solucionará más o menos pero cuando pares será peor que antes y para dormir toda una pesadilla.

REMEDIO: Tres son las principales plantas utilizadas para despejar las vías respiratorias; el LLANTEN, el REGALIZ y el EUCALIPTO. Existen jarabes naturales que llevan los tres mezclados y que por experiencia resultan muy útiles también para los episodios de alergia leve (estornudos y exceso de mucosa). Cambien he probado a poner a hervir una cazuela con agua y añadir hojas o aceite esencial de eucalipto. Basta con inspirar los vapores que suelta para que notemos un rápido alivio.

Falta de chispa:

Miedo me da meterme en este apartado porque nunca sabe uno quien lo lee. Por si acaso de entrada os digo que solo recomiendo utilizar estos remedios para los días de competición y que tienen efectos secundarios. Lo dicho, yo lo pongo y el que quiera que pruebe.

REMEDIO: Dos plantas que tienen el mismo nombre pero distintas entre sí son las más reconocidas y también de las que os puedo dar más referencias por haberlas utilizado. ELEUTEROCOCO o GINSENG SIBERIANO Y GINSENG CHINO o COREANO. No actúan como la cafeína dándote un estado de nerviosismo o sobreactividad sino que actúan favoreciendo la concentración y aunque no sea la explicación más ortodoxa te ayudan a dar todo de ti. Su eficacia es alta y demostrable tanto es así que si corres una carrera habiendo tomado ginseng normalmente te sale bien pero acabas destrozado, vacío de fuerzas por lo que existe un cierto efecto rebote y no debemos prolongar su toma (mientras más días de euforia más días de recuperación). Para los que simplemente busquen quitarse las telarañas por la mañana y ya sepan que el café no es el mejor aliado para el estomago pueden probar el té. Hay multitud de variedad pero los que más teína contienen son las variedades más secadas como el negro aunque también muy recomendable el rojo que tiene propiedades de “quemagrasas”.

Falta de masa muscular:

Aunque no soy muy partidario de esa locura por tomar proteínas, de las que la mayoría ya vamos bien servidos, puede haber necesidades especiales ante etapas de entrenos muy exigentes o de gran trabajo de fuerza. Aunque la solución más fácil y rápida es clavarte un par de filetes de pescado o carne también podemos echar mano de algún complemento.

REMEDIO: Aunque hay otros muchos citaré el ALGA ESPIRULINA por su equilibrio y por ser además solución a otros problemas como la falta de yodo o minerales en la dieta. Contiene todos los aminoácidos esenciales y no esenciales conocidos pero lo mejor es que se absorben con gran facilidad. Aparte de esto ayuda también a combatir las anemias por su riqueza en hierro y en vitaminas del grupo B.

Calambres:

Parecen una lotería, que nunca nos va a tocar pero sabemos que existen pero en realidad son más bien un vía crucis que en algún momento nos toca pasar a todos.

REMEDIO: No hay una causa única, exacta y determinada para los calambres musculares pero sí parece haber una cierta relación con la carencia de algunas sales minerales en el organismo. Conviene aparte de hidratarse bien lleva una dieta rica en FRUTAS y VERDURAS así como cereales como la AVENA y la CEBADA. En este sentido hay de nuevo que insistir en mantener un equilibrio osmótico en el cuerpo. Casi es preferible sufrir una pequeña deshidratación a tener exceso de agua en el organismo aunque lo ideal es si puedes tomar bebidas con sales.