PRUEBA: NEW BALANCE 3190

EL TRIUNFO DE LO SIMPLE

A menudo os suelo recordar que como dice el gran Karlos Arguiñano con solomillo y jamón hasta el más torpe te hace un buen plato y eso llevado a lo que nos concierne supone que New Balance lo tiene muy fácil para hacer grandes zapatillas porque dispone de un catalogo de tecnologías a modo de ingredientes realmente extenso. La 3190 es sin embargo una zapatilla de autor, como en la alta cocina, porque tan solo consta de tres grandes tecnologías y sin embargo es una gran zapatilla. New Balance deja claro que no están ahí arriba por ingredientes sino por buenos cocineros.

 

¿QUÉ ES LA 3190?

Por nomenclatura, acaba en 90 como por ejemplo la 890, se supone que es una zapatilla mixta o de entrenamiento ligero. Por peso, 249 gramos, también situarse en ese nicho. Estéticamente sin embargo tiene un perfil más alto, un dropp de 12 milimetros que tampoco se suele utilizar mucho últimamente en las zapatillas ligeras y si te las calzas notaras que la horma es bastante más ancha de lo que acostumbran las mixtas y hasta incluso para ser de entrenos es generosa. Quizás para entenderla no haya que mirar en la misma New Balance sino a otras marcas. Desde hace un par de años hemos visto por parte de la marca una clarísima estrategia de ir acaparando nichos y el de las rápidas y mixtas, en poder de Adidas, necesitaba algo así, que se saliera de lo común y dejará al resto descolocados. Adidas tiene su Boston (que se renueva con Boost de cara a otoño y que probaré) pero no tiene nada con lo que responder a esta zapatilla que se ha sacado de la manga. Pero también me gusta pensar que la 3190 mira de reojo a la Brooks Launch buscando acaparar la atención de aquellos que buscan una mixta menos agresiva y adaptada a corredores menos expertos. En definitiva y para que la coloquéis es una zapatilla mixta o de entrenamiento muy ligera pero con clarísimos tintes de entrenamiento por horma y perfil.

¿RIESGO O INTELIGENCIA?

Hacer una zapatilla mixta con tres tecnologías y con características de unas de entrenos desde luego no es el mejor planteamiento para triunfar…o no. Una cosa es lo que dice la teoría y otra cosa lo que demandan los corredores que, salvo que seas algún iluso de los que trabaja en Nike, son los que mandan. No hay más que ver la que se lió en USA cuando Brooks comunico que mandaba al paro a sus Launch, un modelo que cualquier especialista, incluido yo, hubiéramos jubilado incluso antes. Cual fue la sorpresa cuando descubrimos que miles de corredores se habían enamorado de una amortiguación demasiado generosa, un tacto de chicle y un peso que no invitaba a mover velocidades muy altas pero que ahí estaba poniendo en pie de guerra a miles de seguidores. La 3190 ha sabido recoger el guante y aunque finalmente las Launch se han librado de la quema viene a ver si le puede quitar adeptos. Ya de entrada juega con la ventaja de saber donde mejorar.

ERA FÁCIL

Hacer una horma ancha es fácil, lo hace cualquiera, pero darle ajuste es otra cosa pero los chicos de New Balance tienen una tecnología llamada Phantom Fit que además la tiene probada en unos cuantos modelos y va de escándalo. La ecuación tiene poco misterio: upper y horma generosa + buena tecnología de ajuste = todos contentos. En efecto hasta mi pie estrecho no tiene problemas para acoplarse y aunque no es la mejor da la suficiente seguridad para hacer lo que con ellas se espera; correr rápido. Lo de la amortiguación si nos fijamos en las Launch es más complicado porque el modelo de Brooks peca hasta de exceso así que toca atacar por calidad. New Balance ofrece en la 3190 menos cantidad, sobre todo delante, pero una infinita mejor reactividad y un tacto de los mejores conseguidos con el Rev Lite. No es blanda pero tampoco dura o desagradable, está en un equilibrio muy interesante. La estabilidad es otro problema que New Balance no tiene problema en ninguna zapatilla porque se inventaron aquello de hacerles dibujos con formas geométricas a las medias suelas y a partir de ahí y sin mucho más todo ha funcionado a las mil maravillas, estables y muy suaves. Si ya hablamos de que la suela te dure dos vidas y agarre ahí New Balance no se tiene que fijar en nadie, sencillamente son los mejores.

¿DE QUÉ SON CAPACES?

No de lo mejor por los extremos pero si de niveles muy altos en todos los campos. Si te las pones y no te dicen lo que pesan pueden pasar por unas zapatillas de entreno y quizás solamente la falta de excesiva amortiguación delante y las amplísimas estrías de flexión te dan a entender que aquello no es una rodadora al uso. Sin descomponer ni volverse locos vamos subiendo los ritmos y observamos que a pesar de su dropp alto (12 mm) es bastante fácil coger una postura agresiva (una prueba más de que el hábito no hace al monje) y comenzar a sacarles ritmos “simpaticos”. No están para hacer series en pista ni llegan a los niveles de la 890 pero si se mueven como pez en el agua en farleckts, ritmos sostenidos o el típico rodaje donde tu compi y tu os demostráis “cariño” mutuo.

En definitiva diría que la New Balance es una zapatilla mixta, diferente y muy interesante porque viene a ser la puerta de entrada para aquellos corredores de peso elevado que le tienen mucho respeto a calzarse unas zapatillas más agresivas pero quieren ver que se hace con unas más ligeras que las de entrenar o bien la puerta de salida para corredores que buscan algo más leñero que unas de entrenos. En cualquier caso es una apuesta barata porque su precio es más que interesante.

LO MEJOR:

  • Precio
  • Producto diferente y atractivo




A MEJORAR:

  • Amortiguación delantera algo escasa


Puntuación:

1/Amortiguación: 7

1.1 Trasera: 8

1.2 Delantera: 6

1.3 Relación amortiguación peso: 9

2/ Estabilidad: 8.75

3/ Sujeción: 7

4/ Apoyo: 9

5/ Chasis: 8

6/ Flexibilidad: 10

7/ Durabilidad: 10

8/ Confort: 8

9/ Respuesta: 8.5

10/ Calidad, acabados: 8

11/ Relación calidad/precio: 10

Ficha Técnica:

  • Nombre: New Balance 3190
  • PVP: 100€
  • PESO: 249 Grs
  • Categoría: Zapatilla mixta, entrenamiento ligero
  • Pisada: neutra

Usuarios recomendados:

1/ Corredores de pisada neutra y peso hasta 85 kgs que busquen una zapatilla mixta no muy agresiva y con una horma ancha que les permita alternar las zapatillas de entreno común con unas más ligeras sin correr excesivos riesgos.

2/ Corredores ligeros y experimentados que buscan una zapatilla de entrenamiento diario con gran respuesta y la amortiguación justa para no sufrir demasiado.