PRUEBA: NEW BALANCE 890 V4

ME HE TOMADO MI TIEMPO

Desde luego que sí, la New Balance 890 es una de las fijas en el banco de pruebas y hasta la tercera edición he tardado bien poco en contaros todos sus entresijos pero la V4 he querido saborearla porque es distinta, igualmente buena, pero distinta. Haciendo un símil automovilístico la New balance 890 tiene el síndrome Volkswagen Golf, esto es, siempre gusta más a priori la versión saliente que la entrante aunque al final la evolución acabe por imponerse. Con esta New Balance 890 v4 pasa que vienes acostumbrado a esa delicia de la V3 de firme tacto, pegada, chasis, ajuste y demás que te hacen dudar que haya algo mejor. Lo más lógico era esperar un lavadito de cara pero esta vez y tras tres versiones parecidas New Balance ha querido dar un giro al que probablemente junto con la 1080 sea su buque insignia. Es por esto que para quitarme ese “síndrome Golf” me he tomado mi tiempo pero aquí está con todos sus secretos al descubierto la New Balance 890 V4.

 

COMPENSADAS

A simple vista y con tan solo calzárselas la 890 V4 es más blanda y amortiguada que sus antecesoras gracias a un perfil en apariencia generoso pero que en realidad es incluso un milímetro más bajo que el de la V3 (28-20 VS 28-21). Ahí ya nos llevamos el primer aviso de que no muchas cosas de las que parece en esta zapatilla lo son. En cuanto al tacto más blando es indiscutible al igual que lógicamente esto implica que sean más cómodas pero de nuevo hay que ser cautos porque esto no conlleva una merma en su respuesta. Podría bien achacarse a los casi 20 gramos que adelgaza con respecto a la versión anterior pero el caso es que las he probado en series cortas y son tan capaces o más de moverse a ritmos muy altos sin demasiados apuros. A los que pedían la comodidad de unas de entrenamiento ahí la tienen, a los que pedían que no se perdiera un ápice de garra que miren el crono.

DISTINTO PLATO PERO MISMO COCINERO

Parece innegable que la 890 V4 es bien distinta a sus antecesoras pero sin duda que en su factura se nota de donde vienen. De nuevo hay una mano maestra detrás que ha sabido de donde quitar para que nada se eche en falta y donde poner para que no echemos en falta. Si desde fuera llama la atención una media suela que parece ciertamente voluminosa cuando la miramos desde abajo observamos un trabajo de vaciado de esta laborioso pero como digo guardando el equilibrio para que no de la sensación de zapatilla “hueca”. Así la 890 V4 consta de una plataforma de Rev Lite que bien mirada es de un perfil bajo, algo así como el de una Mizuno Sayonara. Lo que nos lleva a pensar en un perfil mayor es que esa base está rodeada por unos tacos del mismo material hasta el medio pie y de Abzorb en la zona trasera que forman un caparazón que hace las funciones en parte de chasis. Al llevar los tacos de manera continua la transición es muy suave y es quizás lo que más pueda esconder su carácter porque para el resto no hay concesiones; sigue siendo una zapatilla muy ligera y con mucha pegada. También estos tacos o isletas le permiten tener una flexibilidad inusual y el mencionado trabajo de vaciado de la media suela hace que el de por si escueto peso de las anteriores se quede en menos. La suela prácticamente es entera del mismo material, blando, lo que no deja lugar a dudas sobre la búsqueda de comodidad por parte de New Balance. En el upper y chasis también observamos contrastes que para mi quizás son menos acertados. Por un lado la base es más ancha lo cual se agradece porque es lo justo para encontrarlas más desahogadas pero no demasiado anchas y por el otro han recortado el upper a lo máximo posible para hacerlo más ceñido y creo que se han pasado pues casi que tienes que echar mano de media talla más para lograr las sensaciones optimas. El collar se ha ensanchado y es quizás el punto que menos me ha gustado pues como corredor de aquiles finos, como la mayoría de los usuarios tipo, necesito tirar mucho de los cordones para fijarla atrás mas cuando le consigues coger el punto es cuando te demuestran que pueden que hayan buscado acomodar mejor a un público menos competitivo pero la esencia la conservan.

EN LA HORA DE LA VERDAD

Que con 240 gramos en los pies eres capaz de correr rápido lo sabe cualquiera pero viendo todo el esmero que se ha tomado New Balance en acomodar y domar la 890 v4 surge la duda de saber hasta dónde pueden llegar. Como rodadoras está bastante claro que superan a las V3 pues aun no siendo como estas unas zapatillas destinadas a tal uso específicamente lo cierto es que su generosa amortiguación, comodidad y la justa estructura le dan el empaque suficiente como para poder meterles algún rodaje sin demasiada factura posterior. Eso era de esperar porque como digo New Balance se ha tomado muchas molestias en este aspecto pero queda saber hasta dónde se puede llegar con 240 de inmensa docilidad en los pies. Las he probado a ritmos medios-altos (sobre 3.30 min/km) y como buena mixta ahí se desenvuelven como pez en el agua y hasta 3.20 min como era de esperar también. De ahí para abajo hay que tirar de fe porque no transmiten sensaciones propias de velocidades altas pero el crono dice que en efecto se van sucediendo kilómetros rozando los 3 min/km y aunque siguen sin llegar esas sensaciones que por ejemplo unas Adizero te transmiten yendo a velocidades más bajas ahí están los minutos y segundos para dictar sentencia. Ya puestos en series cortas en pista y aunque sus tacos de apoyo en el medio pie estén más pensados para una cómoda transición que para hacerla de manera rápida para mí no ha sido difícil exprimirles por ejemplo series de 200 en 31 seg que al fin y al cabo viene a ser lo que soy capaz de sacarle a cualquier mixta sin matarme por el camino.

 

¿DÓNDE ESTÁ EL SECRETO?

Sin duda la clave para que la 890 v4 tenga ese desdoble de personalidad está en dos partes bien diferenciadas; el talón y el antepie. Detrás todo es comodidad y apoyo, delante la zapatilla aparte de un perfil bajísimo tiene unas estrías de flexión muy elaboradas que dejan que el pie trabaje de manera muy directa con el suelo. No es la sensación de catapulta de Adidas pero si tienes buen pie y técnica la zapatilla deja correr y coger impulso.

Resumiendo la nueva 890 V4 supone un cambio marcado con respecto a sus antecesoras donde se ha buscado aumentar la comodidad y quitarle parte de esa personalidad de zapatilla racer o al menos enmascararla pero a su vez la han dotado de las suficientes armas para seguir ofreciendo las mismas prestaciones. Por decirlo de alguna manera llegamos al mismo sitio por diferente camino.

 




LO MEJOR:

  • 
Comodidad extrema
  • 
Tacto blando y mullido muy bueno para superficies duras
  • 
Respuesta inesperada
  • 
Multitud de colores donde elegir


A MEJORAR:

  • 
Ajuste del collar algo flojo
  • 
Tallaje corto


Puntuación:

1/Amortiguación: 8

1.1 Trasera: 9

1.2 Delantera: 7

1.3 Relación amortiguación peso: 10

2/ Estabilidad: 7

3/ Sujeción: 6.75

4/ Apoyo: 7

5/ Chasis: 8

6/ Flexibilidad: 10

7/ Durabilidad: 9

8/ Confort: 9.5

9/ Respuesta: 9

10/ Calidad, acabados: 10

11/ Relación calidad/precio: 10

Ficha Técnica:

  • Nombre: New Balance 890 V4
  • PVP: 110€
  • PESO: 240 Grs
  • Categoría: Zapatilla mixta
  • Pisada: Neutra

Usuarios recomendados:

  • Corredores de pisada neutra que busquen una mixta con excelente tacto y comodidad para entrenos de calidad pero que puedan alcanzar alto volumen y/o intensidad.